Primera vez

Siempre he tenido una trayectoria inusual para las primeras veces… son como un carrusel, un espiral resonando desde lo alto, coronando la acción a su antojo. Todas ligadas al denominador común, ese miedo inicial, enemigo silente atascado muy hondo.

Mientras el tiempo pasa, mis piernas se van flojando, el corazón se vuelca y comienza la etapa de la fluidez.

Transiciones obligadas empiezan a tocar mi puerta, regeneración consistente para albergar. Me alienta pensar que siempre nos esperan los abrazos y las miradas, esas horas calladas que envuelven un silencio oportuno.

Me desvelo intentando calmar las ansias de enfrentar todo para seguir, las playas están un poco lejos, pretendo crear un velero y subsistir.

Nadando he conseguido pisar la arena, mirar ese mar recién cruzado, ahuyentar los dilemas y cambiar el panorama con un nuevo aspecto: ligero, azul y mío.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s